El Sputnik causa una cadena de reacciones